Esta Tarta de cumpleaños feliz con confeti es una de las dos con las que este año soplé las velas. Y es que después de tener preparada la tarta de chocolate de mis sueños, mi hijo me comentó que pensaba que siendo aún verano, quizás sería mejor una tarta más alegre de colores, y dejar la de chocolate para un poco más adelante.

Así que como yo solo necesito una excusa para hacer dulces, me puse con esta Tarta de cumpleaños feliz con confeti. Este verano repasando libros de cocina con mi sobri Ana, vimos una tarta de confetti que le encantó.

En el blog ya tengo publicada la famosa tarta de cumpleaños de Cristina Tossi, del Momufuku en Nueva York, pero me apetecía hacer una tarta con un suave y una crema de chocolate blanco.

Así que dicho y hecho. El bizcocho de esta Tarta de cumpleaños feliz, no es por nada, pero estás para ponerle un piso con balcones a la calle y solo resulta un bizcocho delicioso. La crema de queso y chocolate blanco hacen el resto para que la Tarta de cumpleaños feliz te enamore en el primer bocado, así que espero que te animes a prepararla y ¡que me envíes la foto!

Ingredientes

Para los bizcochos

  • 350 g de harina
  • 3 cucharaditas de levadura en polvo
  • 1/4 cucharadita de sal
  • 225 g de mantequilla sin sal, temperatura ambiente
  • 400 g de azúcar
  • 1 cucharada de pasta de vainilla
  • 3 claras de huevo
  • 2 huevos
  • 150 ml de leche
  • 100 ml de crema fresca (créme fraiche) o de yogur griego

Para el frosting o crema de vainilla

  • 250 g de queso mascarpone
  • 200 g de chocolate blanco
  • 1 cucharadita de extracto puro de vainilla
  • 600 ml de nata líquida

Preparación

Precalentamos el horno a 180 grados. Engrasamos tres moldes de 18-20 cm colocando un papel de horneado en el fondo de cada uno y reservamos.

Comenzamos nuestra Tarta de cumpleaños feliz batiendo a velocidad media-alta la mantequilla con la vainilla y el azúcar durante 3 minutos.

Añadimos los huevos uno a uno batiendo bien y seguidamente las claras y batimos durante unos 4 minutos hasta que la mezcla esté suave.

En un bol mezclamos la harina con la sal y la levadura.

Añadimos los ingredientes alternando la mezcla de harina con la leche primero y luego con la créme fraiche, y rascando con una espátula los bordes del bol cada vez que vayamos a añadir harina.

Cuando tengamos la mezcla lista, repartimos la mezcla en tres moldes (a mí me salieron 480 g de masa para cada uno) y horneamos unos 30 minutos hasta que al pincharlos con un palillo este salga limpio.

Los dejamos enfriar 10 minutos antes de desmoldarlos. Los colocamos sobre una rejilla boca abajo y dejamos enfriar completamente.

Para la crema  derretimos el chocolate blanco y esperamos a que se atempere. En un bol de batidora eléctrica, batimos el queso mascarpone con la vainilla. Añadimos el chocolate blanco y mezclamos bien. Comenzamos a añadir la nata líquida poco a poco hasta conseguir una consistencia cremosa.

Colocamos un bizcocho en la base y cubrimos con una capa de crema. Ponemos encima otro bizcocho y repetimos estos pasos hasta terminar con el último bizcocho. Decoramos cubriendo la tarta completamente con la crema y decorando con un puñado de confetti de colores y ¡a soplar las velas!

Trucos y consejos

  • Puedes hacer una tarta más pequeña haciendo la mitad de cantidad de cada ingrediente
  • Puedes sustituir el chocolate blanco por tu endulzante favorito
  • La tarta congela muy bien así que si quiere puedes prepararla, congelarla y tomarla cuando prefieras. Para descongelarla déjala en la nevera 24 horas o sino hace mucho calor, 4 horas a temperatura ambiente
  • Tiempo de preparación: 60 minutos
  • Dificultad: media
  • Raciones: 14

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies

Pin It on Pinterest