“Lo mejor de los sueños es que a veces, se pueden cumplir”

Whoopie pies de limón. Pastelillos rellenos 1

Las Whoopie Pies (guupi pies) son unos dulces bastante comunes en el noroeste de Estados Unidos (entre Pensilvania y Maine). En Maine incluso hay un concurso para ver quién come más el día del Festival del Patrimonio. La whoopie pie no es un sandwich de galleta, ni un bizcocho. Las características principales de las whoopie pies es que son blanditas, redondas y con un relleno generoso y cremoso. Son deliciosas.

Whoopie pies de limón. Pastelillos rellenos 2

Las encontré buscando ideas y recetas para el tiempo de Halloween que se avecina. Ya sabéis cuánto lo celebran en los paises de influencia británica y lo especialmente festejado que es por los niños en EEUU. No es un dulce típico de esa época pero buscando y buscando, una cosa llevó a la otra… y al ver la pinta tan estupenda que tenían, me decidí a cocinarlos. De Halloween os subiré la semana que viene algunas de las delicias que haremos en el Taller de Halloween en Cuco Events el próximo Sábado con niños. Si queréis disfrutar con el resto de mis recetas de EEUU publicadas, pinchad aquí

Whoopie pies de limón. Pastelillos rellenos 3

Whoopie pies de limón. Pastelillos rellenos 4

Su nombre viene según la leyenda, de un postre típico en las comidas que los padres preparaban a los niños Amish cuando iban al colegio. Cuando los niños abrían la bolsa con la comida preparada y veían su postre gritaban “¡wuupi!”, y de ahí surgió el nombre de estas deliciosas tartitas.

De todas las clases de whoopie pie, la más común es la de chocolate con relleno de crema de nubes (marshmallows), y se encuentran por todas partes en el noroeste de Estados Unidos: en las cajas de los supermercados, en las gasolineras, envueltas en papel film de plástico… También son muy comunes sabores como vainilla, calabaza o con pepitas de chocolate.

Whoopie pies de limón. Pastelillos rellenos 5

Os diré que son deliciosas y resultan muy cómodas de preparar. La parte de bizcocho de la whoopie pie, se puede congelar una vez que se ha enfriado totalmente. Primero, se meten en el congelador en una bandeja, y pasada una hora, cuando estén totalmente congeladas, se pasan a una bolsa de congelación con zip (cierre de cremallera) y las podéis congelar durante un mes. Cuando se vayan a consumir, hay que dejarlas descongelar a temperatura ambiente durante al menos dos horas antes de rellenarlas.

Whoopie pies de limón. Pastelillos rellenos 6

También podéis optar por congelarlas rellenas: se envuelven en papel film una a una y se conservan en el congelador hasta un mes. Se procede con la congelación como explico en el párrafo anterior, y listo.

Aunque en mi opinión, lo mejor es comerlas el mismo día en que se rellenen, porque tienden a pegarse, y si se apilan, se unirán unas con otras. Si las vamos a rellenar un día antes de consumirlas, habrá que ponerlas en algún tupper plano y en una sola capa, y taparlas.

C65 Whoopie Pie Loleta limón final

Este delicioso dulce lleva mantequilla vegetal Crisco. Ya sé que no es un ingrediente muy recomendable, y pocas veces (creo que esta es la única excepción), me veréis usarla, pero en esta ocasión resulta imprescindible y no se puede sustituir ni por mantequilla ni por margarina. Crisco es una manteca vegetal americana, muy usada por ellos y que podéis comprar en tiendas como Taste of America (Madrid), La Tienda Americana (Madrid), La Casita dulce de las flores (Málaga) y en un montón de tiendas online.

Aunque la más famosa es la de chocolate con crema de nubes, decidí preparar estas de limón que han resultado deliciosas. ¡Espero que os haya tentado lo suficiente como para animaros a prepararlas! ¿Os atrevéis con esta novedosa receta?

  • Nivel de dificultad: Intermedio
  • Tiempo de preparación: 55 minutos
  • Comensales: 24 porciones

Ingredientes:

  • Para la masa de los bizcochitos:
  • 2 tazas y 1/4 de harina (250 grs de harina) 0,17 €
  • 1 cucharadita y media de levadura 0,10 €
  • 1 cucharadita de bicarbonato 0,07 €
  • un pellizco de sal 0,03 €
  • 4 cucharadas de mantequilla a temperatura ambiente (100 grs) 0,40 €
  • 4 cucharadas de Crisco (mantequilla vegetal que venden en tiendas de repostería y por internet en un montón de sitios) (100 grs) 1,47 €
  • 1/2 taza de azúcar (115 grs) 0,11 €
  • 1/2 taza de azúcar moreno (115 grs) 0,22 €
  • 2 huevos grandes 0,21 €
  • 1/2 taza de buttermilk (125 ml). En supermercados ingleses o a veces en Lidl. Si no tenéis buttermilk, podéis sustituirla por la misma cantidad de leche con un chorrito de vinagre, o por la misma cantidad de yogur cremoso Danone desnatado. 0,24 €
  • la ralladura de un limón 0,05 €
  • el zumo de un limón 0,05 €
  • Para la crema:
  • 1/2 cucharadita de extracto natural de vainilla (ya sabéis que si no tenéis extracto natural, podéis usar el que tengáis, será un pelín distinto) 0,15 €
  • 1 litro de nata 3,70 €
  • 5 cucharadas de azúcar 0,25 €

Total 7,67 € entre unas 24 whoopie pies que salen, hablamos de 0,32 € por cada deliciosa tartita de limón rellena de nata. ¡Ummmm!

Utensilios:

  • Horno
  • Varillas o batidora eléctrica
  • Tazones
  • Papel de hornear

Maridaje:

Para este postre que bien puede servirse de merienda, yo os recomendaría un té. Hay muchas clases, pero para esta ocasión yo os recomendaría un Lady Grey Tea de Twingings 2,15 € la caja de 25 bolsitas.

Preparación:

1. Encender el horno 175º C en turbina de aire (si no se tiene, en posición normal).

2. Colocar un papel de hornear encima de una bandeja de horno. Repetir la operación con otra bandeja, de modo que tengamos preparadas dos bandejas.

3. En un bol mezclar la harina, la levadura en polvo, el bicarbonato y la sal.

3. En un bol grande batir con ayuda de unas varillas o batidora eléctrica las dos mantequillas con el azúcar hasta que se haga una mezcla cremosa (unos 3 minutos).

4. Añadir los huevos y seguir batiendo hasta que todos los ingredientes estén bien incorporados.

5. Añadir la mitad de la harina y la mitad de la buttermilk y mezclar bajando con ayuda de una espátula lo que se quede pegado a las paredes del bol.

6. Añadir el resto de la harina y el resto de la buttermilk hasta que tengamos una masa cremosa. Añadir entonces la ralladura de limón y el zumo del limón y mezclar durante dos minutos hasta que esté todo bien incorporado.

7. Con ayuda de una cuchara, poner una cucharada de masa en la bandeja de horno preparada, separando cada montoncito unos 5 centímetros entre sí.

8. Hornear durante 10 minutos o hasta que los bizcochos estén ligeramente dorados.

9. Sacar del horno y dejar enfriar en la bandeja durante 5 minutos. Pasado este tiempo pasarlos a una rejilla para que se enfríen totalemente.

10. Con ayuda de una batidora eléctrica, montar la nata con el azúcar y la vainilla hasta que su textura sea cremosa.

11. Rellenar con nata montada haciendo un sandwich con los bizcochitos. ¡Yammy!. Deliciosos.

Os dejo el video del paso a paso de la elaboración de los Whoopie Pies de Limón: Disfrutadlo.

Notas:

PD: Vamos en el puesto 17º en Bitácoras. Así que de nuevo os añado en la imagen el enlace para votar por mi blog al concurso Bitácoras 2012, en la categoría Mejor Blog Gastronómico… Por favor, si disponéis de un minutillo, pichad abajo y votad por mi candidatura en la categoría correspondiente. Hay que seguir dando guerra, compartidlo con vuestros amigos… ¡Mil Gracias por vuestro apoyo y por vuestro tiempo!. Besos

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies

Pin It on Pinterest