En el corazón de todos los inviernos vive una primavera palpitante, y detrás de cada noche, viene una aurora sonriente

Ya tenemos aquí el frío, y con ello, siempre viene aparejado ir al campo. Ha pasado la época de los bañadores, las sardinitas en espeto y el calor en la playa, para dejar paso a una época en la que da gusto disfrutar de la naturaleza en el campo, y si es en buena compañía… aún mejor.

Y de eso os voy a hablar hoy, de otro tipo de viaje, algo más cercano, a los pueblos del interior de Málaga, al campo. De un campo precioso que se encuentra en el pueblo de Cortes de la Frontera, un maravilloso escondite del Valle del Guadiario, en la Serranía de Ronda, donde pasamos unos días inolvidables.

Cobbler Tarta Peras Cortes de la Fontera Loleta 1

Cobbler Tarta Peras Cortes de la Fontera Loleta 2

De orígenes fenicios, este pueblecito de poco más de 3.500 habitantes, denominados cortesanos, tiene una gran valor ecológico, y natural al estar situado entre los Parques Naturales de la “Sierra de Grazalema” y “Los Alcornocales”. De hecho, por ejemplo, ahora se encuentra en plena temporada micológica

Me cautivó la naturaleza que lo rodea, el horizonte cubierto de verde, la frescura del cauce del río, abajo, en el fondo del valle, y la sensación agradable de estar rodeado de parques naturales: encinas, alcornocales, olivos y quejicaes cubren sus montañas y valles que suben y bajan por esta geografía tan variada y rica paisajísticamente hablando. En esas mismas montañas divisamos cabras y vacas, conejos y toros que le dan ese aire tan andaluz al campo, pero sobre todo, me encantó la amabilidad de sus gentes y la simpatía con la que todos te reciben y… ¿cómo no? ¡lo bien que se come!

Cobbler Tarta Peras Cortes de la Fontera Loleta 3

Cobbler Tarta Peras Cortes de la Fontera Loleta 4

Me prendió del todo su gastronomía, repleta de buena caza y chacinas, especialmente la torta de chicharrones. Una torta cocinada con masa de pan y a la que se añaden los chicharrones fritos con su grasa y que cubierta de azúcar se convierte en un manjar exquisito. El destino quiso que días más tarde tuviera el placer de probar este plato en la otra punta de España, en la pastelería Escribá de Barcelona (una de las mejores del país sin duda) y en la que también elaboran este postre bajo el nombre de Coca de Chicharrones, pero que elaboran de la misma manera que en Cortes. Curioso ¿eh?. Nunca habría imaginado que una especialidad de Cortes lo fuera también de Barcelona. Así es España de completa y generosa.

Yo tuve la suerte de que me la enseñara a hacer Paqui, la madre de nuestro anfitrión que con toda su paciencia y cariño me fue explicando como amasar y cómo formar este delicioso postre/aperitivo/pica-pica que un día tengo que haceros.

Cobbler Tarta Peras Cortes de la Fontera Loleta 5

Cobbler Tarta Peras Cortes de la Fontera Loleta 6

Otro plato que os recomiendo tomar si tenéis la suerte de encontrarlo es el lomo de ciervo en manteca. Cocinado similar al cerdo en manteca, se convierte en una carne tierna y magra que preparan los cazadores y restauradores de la zona de una manera muy original, un placer probar este rico manjar del que se enamoró perdidamente mi hijo que ¡casi no nos dejó probarlo a los demás!

Como el pueblo está en la Sierra, enseguida entra el frío y apetece disfrutar de la chimenea, de los paseos por el campo y de ¡coger castañas!

Cobbler Tarta Peras Cortes de la Fontera Loleta 7

Cobbler Tarta Peras Cortes de la Fontera Loleta 8

Es un paraíso para los niños y para los mayores, un lugar ideal para perderse y relajarse después del vaivén de todos los días, un lugar en el que olvidarse de la rutina y en el que disfrutar del aire puro, de los productos locales y del campo. Un lujo vamos, a tiro de piedra para algunos privilegiados.

Y con tanto campo me ha entrado un hambre atroz. Hoy os traigo un cobbler, un postre fácil y delicioso que lo mismo os “sirve para un roto” (postre) “que para un descosío” (merienda). El cobbler (‘zapatero’) es un plato tradicional de los Estados Unidos. Es un postre que habitualmente lleva fruta y un relleno que se cuaja y se infla en el horno. Al final queda una corteza encima con aspecto tostado. Y eso es lo que vamos a hacer hoy. Aproveché además para hornearla en una súper cacerola baja que me enviaron, entre otras, mi amigos de BRA y en agradecimiento, el resultado salta a la vista. Un cobbler de peras: una tarta deliciosamente suave con el toque crujiente que le da el cumble que le incorporaré ¡fabulosa! He de deciros además para que lo apuntéis, que una de las mejores combinaciones en postres es la pera con la vainilla. Ya me contaréis después de probar esta…

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies

Pin It on Pinterest