Esta Cheesecake con fresas es una de mis favoritas, porque además de estar riquísima, es preciosa. La primera vez que vi una de estas tartas pensé en lo difícil que debía ser conseguir esos dibujos tan bonitos, hasta que la preparé una vez y me di cuenta de que las apariencias a veces engañan para bien.

Este tipo de acabado que he usado en mi Cheesecake con fresas se llama en inglés swirl, e implica el uso de dos ingredientes distintos o al menos de dos colores distintos. El rico sabor de las fresas va perfectamente con el queso. es uno de esos ingredientes que suelo mezclar en mis ensaladas: queso idiazábal y fresas, quinoa y fresas.

La base para esta Cheesecake con fresas tiene unas galletas de avena que le dan un sabor diferente con la canela a la base habitual de galletas de las tartas de queso. Pero es que en esta tarta además usa tres quesos distintos lo que además de un sabor único le da una textura diferente. Una tarta que sin duda está en mis recetas favoritas.

Cheesecake con fresas 2

Cheesecake con fresas 1

Cheesecake con fresas 3

Cheesecake con fresas 6

Cheesecake con fresas 5

Cheesecake con fresas 4

 

Ingredientes

Para la base de galletas

  • 1 paquete de galletas de avena (300 g)
  • 6 cucharadas de mantequilla derretida (60 g)
  • 1/2 cucharadita de canela
  • 1/2 cucharadita de sal
  • 2 cucharadas de azúcar

Para el sirope de fresas

  • 175 g de fresas frescas limpias
  • 50 g de azúcar
  • 1 cucharadita de zumo de limón
  • 1 cucharadita de ralladura de limón
  • 1 cucharadita de maicena

Para la crema de queso

  • 200 g de queso ricota o requesón
  • 250 g de queso mascarpone
  • 600 g de queso crema
  • 125 g de sour cream o crema agria
  • 1 cucharadita de ralladura de limón
  • un pellizco de sal
  • una cucharada de extracto puro de vainilla
  • 4 huevos
  • 350 g de azúcar o la misma cantidad de leche condensada (que es lo que yo usé)

 

 

Preparación

1. Engrasar el molde (ya sabéis que lo que más me gusta usar para engrasar los moldes es spray). Encender el horno a 180 grados.

2. Trabajar las galletas hasta conseguir que se hagan polvo. Podéis usar un robot de cocina o podéis meter las galletas en una bolsa de congelados y golpearlas con un rodillo, un mazo o incluso un pequeño martillo hasta conseguir que se hagan migas sueltas).

3. Poner las galletas pulverizadas en un bol y ,mezclar con el resto de ingredientes de la base de galletas. Mezclar muy bien hasta que todos los ingredientes estén perfectamente mezclados.

4. Volvar las galletas sobre el molde y cubrir bien toda la superficie sin apretar demasiado pero cuidando que las galletas quedan bien repartidas y almismo nivel por todo el molde.Hornear a 175C durante unos 15 minutos. Sacar del horno que dejaremos encendido y reservar.

5. Mientras tanto hacer la crema de queso. En un bol grande mezclar los tres quesos y con ayuda de una batidora mezclar bien hasta conseguir una crema uniforme. Añadir entonces la crema agria y los huevos y volver a batir. terminar incorporando el azúcar, la vainilla, la sal y la ralladura de limón. Cuando la crea sea uniforme volcar con cuidado sobre la base de galletas. Reservar.

6. Ahora hacer el culis de fresas. Para ello triturar las fresas con ayuda de un robot de cocina hasta conseguir un puré fino. Pasar por un chino y poner en un cazo. Añadir entonces el azúcar y la ralladura de limón. En un vaso pequeño ligar la maicena con el zumo de limón. Cuando las fresas estén calientes añadir la mezcla de maicena y zumo y cocer a fuego suave hasta que haya espesado un poco. Dejar enfriar.

7. Con ayuda de una cuchara, poner cuchareas del sirope de fresas sobre la tarta de queso. Formaremos como lunares sobre toda la tarta. Con la punta de un cuchillo hacer cortes sobre la crema de fresas de modo que los círculos se rompan.

8. Dejar cocer en el horno durante unos 50-60 minutos. Si pasados los primeros 30 minutos la tarta comienza a dorarse de más, tapar con un papel aluminio y continuar horneando hasta que la Cheesecake con fresas esté cuajada pero blanda en el centro.

Trucos y consejos

  • Utiliza moras y tendrás un precioso color morado
  • Puedea congelar la Cheesecake con fresas una vez hecha y tomarla cuando quieras dejándola descongelar en la nevera
  • Tiempo de preparación: 70 minutos
  • Dificultad: media
  • Raciones: 12

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR

Pin It on Pinterest