Atlanterra es mi paraíso personal, donde comienzo cada año la temporada de sol y playa y donde siempre se queda un trocito de mi. A menudo, cuando los quebraderos de cabeza que nos da el día a día, aprietan y tornan el día gris, siempre tengo una imagen que me transmite paz y sosiego, de modo que cuando estoy preocupada o nerviosa, intento pensar automáticamente en esa estampa y relajar mi mente instantáneamente. Esa imagen fue desde el primer momento y sin dudarlo, mi imagen en familia, relajada y disfrutando en la playa de Atlanterra, junto a Zahara de los Atunes, en Cádiz, que junto con las de los acantilados de Maro me transportan a la paz y sosiego.

La primera vez que fui a Atlanterra fue el verano que estaba embarazada. Solíamos pasar un fin de semana largo o unos días cada verano en El Cabo de Gata, pero ese año el médico me recomendó que no acudiera a esas playas tan increíblemente bonitas, pero tan inaccesibles.

Atlanterra. Esto es gloria

De ese modo, nos decidimos por Atlanterra (término municipal de Tarifa), y acertamos. Desde que llegamos caímos enamorados de esos parajes, de su gente (la de Cádiz, para mi la más divertida), de su comida, y por supuesto de sus playas. Desde entonces han pasado ya muchos años, y nunca faltamos a nuestra cita familiar con Zahara cada verano. Combina a la perfección la tradición, el relax, la diversión, la gastronomía, etc. y para ello, siempre elegimos el hotel Meliá Atlanterra. Para mi, es ideal para familias con niños, dispone de una gran zona de piscinas (necesarias los días que sopla el viento fuerte de levante), y con el acceso a la playa directo.

La playa, aunque no es de las mejores de la provincia, permite disfrutar del sol y del mar Atlántico con la posibilidad de dar grandes paseos (un paseo de aproximadamente una hora os llevará hasta el pueblo de Zahara). Al final de la playa de Atlanterra, en el extremo este donde comienza la de los Alemanes, existe un búnquer en ruinas donde las rocas se han ido amontonando de manera natural por la fuerza del oleaje y que forman una serie de piscinas naturales protegidas de las olas, ideales para el baño de los más pequeños durante horas en los días de viento. Justo ahí se encuentra la colina en la que podréis encontrar algunas de las casas más bonitas de España. Casas modernas y otras tradicionales, grandes o más discretas, pero todas con unas vistas imponentes.

Atlanterra. Esto es gloria

Atlanterra. Esto es gloria

En el otro extremo de la playa, al oeste, la playa cambia su nombre por el de Playa de Zahara, Zahara de los Atunes. En total se trata de una playa de casi cinco kilómetros de longitud de fina arena blanca que cumplirá todos vuestros sueños.

Respecto a la gastronomía, Cádiz representa el amor al mar, y Zahara el reino del atún. El ronqueo (despiece tradicional) y la variedad de cortes de atún que podéis encontrar en esta zona es de las más amplias del mundo. Sus atunes de almadraba (arte ancestral de pesca de la época fenicia, compuesto por un laberinto de redes, que se instala aprovechando el paso de los ejemplares del Atlántico al Mediterráneo desde Abril a Junio) son comprados por ávidos restauradores japoneses que directamente congelan y trasladan estos atunes tan apreciados en su gastronomía. Pero además del atún, Cádiz es la cuna de los langostinos de Sanlúcar, de las almejas y de las tortillitas de camarones entre otros. ¡En Zahara podréis probarlo todo!

Y os dejo aquí el enlace a un finísimo postre a la altura de todos estos fabulosos platos. Se trata de mi versión del Ispahan de mi admirado Pierre Hermé, como una especie de gran macarón, pero rellena con una crema de cerezas negras (muy de temporada) con anís y picotas del Valle del Jerte, que marida perfectamente, ideada sobre la marcha. Una original combinación que resultó deliciosa, o al menos eso me dijeron los amigos que la probaron una tarde de verano antes de irnos a Atlanterra…

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR